Ensayo El perfume de Patrick Süskind

El papel del olor en El perfume de Patrick Süskind

  • Introducción:

Al leer El perfume: Historia de un asesino de Patrick Süskind hay un detalle que es imposible obviar: la importancia suprema del olor para la trama de la novela. Nuestro protagonista es un hombre con una apariencia física no muy agradable y que por ello y su falta de olor propio, es ignorado por la sociedad. Al matar a chicas vírgenes para aprender y poder conservar el olor de una en particular, crea perfumes que atraen  a la gente y sucumben ante él. A Grenouille ese repentino amor hacia su persona le repugna y por ello vuelve a París, donde es devorado por un grupo de indigentes atraídos por su perfume.

  • Desarrollo:

La importancia del olor en esta novela es totalmente irónica, ya que el protagonista, una persona con tal capacidad olfativa, no posee ningún tipo de hedor, como los seres humanos. Personalmente creo que  la indiferencia que siente el resto de la sociedad hacia él (y rechazo, durante su infancia y juventud) a causa de su falta de olor personal es lo que le crea ese odio a la humanidad. Este sentimiento le lleva a vivir años apartado del mundo, en una cueva en lo lato de una montaña.

Por ello, pienso que Grenouille quiere inventar ese olor y conservar el de Laura, la chica que se parece a la primera que mató cuando era joven, porque cree que así será aceptado por las gentes y así dejará de sentirse marginado y podrá ser feliz.

La novela, olfativamente, está formada por tres partes: la descripción del olor de la ciudad, desde el mismo momento en que Grenouille nace hasta el momento en que la abandona a instancias de Baldini, la del olor de los perfumes y la del olor de las chicas vírgenes a las que acaba asesinando.

Grenouille nace en un mercado, más concretamente en un puesto de pescdos, donde el olor del pasado no se ha desvanecido. El mercado era antiguamente el “Cimetière des Innocents”, y el hedor de putrefacción que emanaba a causa de los muertos seguía perdurando muchos años después, cuando Grenouille nació. A este olor, se le sumaba al de las vísceras de pescado, por lo cual el ambiente en el que el protagonista nació era de todo menos agradable.

Él odia todo hedor que se desprenda de la ciudad excepto el de los perfumes de los barrios en loss que vive gente acaudalada o el de una joven que descubre atraída por su huella olfativa. Al querer crear nuevos perfumes, consigue dejar de trabajar para el curtidor Grimal y entra como ayudante de Baldini, un conocido perfumista que ya está en sus horas bajas. Allí comienza a experimentar y a conocer las técnicas de la perfumería.

Cuando más tarde se convierte en pupilo del marqués Taillade-Espinasse, tiene la oportunidad de crear un perfume en un taller más grande y con más abastecimiento de materias primas, por lo cual el resultado final es mejor.

La conservación del olor de las chicas jóvenes y vírgenes es el mayor sueño de Grenouille. Cuando lo consigue, logra un perfume que enamore a todo el mundo, probablemente por la pureza y belleza de las chicas.

Al contrario de este olor divino para él, el olor de los hombres era su hedor más odiado. Pero lo decidió crear para hacerse su “pequeño hueco en el mundo”. Esa diferencia de gustos puede ser porque los objetos del primer olor no han perdido su pureza e inocencia, mientras que los segundos sí.

  • Conclusión:

Como ya he mencionado en la introducción, El perfume: Historia de un asesino no se puede entender sin comprender la importancia del olor, ya que como dice Sara Checa, es el símbolo de identidad de este libro.

El olfato es tremendamente importante para Grenouille, puede ser que debido a su gran desarrollo de este sentido. Tras su estancia en la cueva, se da cuenta de que él no posee eso que tanto ama, el olor, y que por eso es ignorado o repudiado por la sociedad. Creo que esa carencia le lleva a asesinar a esas chicas, para intentar conseguir un hedor propio, aunque al final no le sirve de nada ya que al final el ponerse su ansiado perfume le lleva a su perdición.

  • Bibliografía:

SÜSKIND, Patrick. (2008). El perfume: Historia de un asesino. 13ª edición. España: Booket. ISBN: 978-84-322-1745-6.

  • Webgrafía:

CHECA GÓMEZ, Sara (2007). El olor como símbolo de identidad: El Perfume. Historia de un asesino, de Patrick Süskind. Revista de Filología Románica. Anejo V (en línea). Pág. 126-139. (Consulta: 12 de mayo de 2012). Disponible en: http://revistas.ucm.es/index.php/RFRM/article/view/RFRM0707330126A/9697

Esta entrada fue publicada en Ensayos. Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s